19 de marzo de 2014 / 04:20 p.m.

Monterrey.- En el 2015, cuando el arraigo deje de ser una opción para la Procuraduría de Justicia, gran parte de la responsabilidad recaerá en las policías municipales.

Las escenas de crímenes tendrán que procesarse bajo nuevos criterios, que implican una capacitación extra para los elementos.

Pero al día de hoy, apenas una tercera parte de los uniformados municipales están listos para afrontar el reto que supone ser parte activa de la investigación en campo.

Caso contrario es la policía estatal, según afirma Renace. La totalidad de los elementos de Fuerza Civil ya cuenta con la capacitación, y los municipios se encuentran rezagados porque no hicieron trabajo previo.

Los efectivos deberán cuidar al máximo aspectos como el

* Uso de la fuerza* Protección de la escena del crimen* Detención de personas* Cadena de custodia* Llenado de protocolos

De no ser así, los delincuentes se escaparan uno a uno.

La Procuraduría de Justicia tampoco contempla un escenario en el que se quede sin armas para el combate a la delincuencia, pues el nuevo sistema obsequiará beneficios como la prisión preventiva, aplicable para delitos graves o cuando se corra el riesgo de que una persona escape.

Pero si algo queda claro, es que a un año de que todo el sistema penal cambie, las policías municipales tienen una gran asignatura pendiente.

Luis Garcia