ELBA MÓNICA BRAVO | MILENIO DIGITAL
16 de agosto de 2015 / 10:03 p.m.

Ricardo Anaya, anunció que quedó atrás la contienda interna y que ahora trabajará para hacer del PAN una verdadera oposición, además de que anunció un plan de trabajo para los primeros 100 días de su gestión en los que habrá cero tolerancia a la corrupción.

"A Javier Corral con toda claridad le decimos la mano está tendida sin reserva, para nosotros la contienda interna quedó atrás, es tiempo de reencuentro, de reconciliación, de unidad en el PAN para servir a México" y agregó que como el buen juez por su casa empieza se crearán los órganos autónomos e independientes para investigar y sancionar con "severidad" los actos de corrupción.

Anaya, acompañado de su planilla, informó que este plan de trabajo incluye también hacer efectiva su declaración patrimonial, fiscal y de conflicto de intereses; reducirse en al menos 50 por ciento su salario así como no realizar viajes en vuelos privados.

Sobre la participación de la militancia panista que llegó solo al 50 por ciento dijo que no fue un porcentaje menor dado que prácticamente se duplicó el padrón de militantes con respecto a la elección de Gustavo Madero.

Aseguró que su partido buscará ir en alianzas electorales que no solo garanticen triunfos sino que sean buenos gobiernos, además de que no se impondrán desde el CEN.