24 de octubre de 2014 / 02:41 p.m.

Monterrey.- Una herramienta más para la defensa de los derechos de la diversidad sexual, especialmente para los que viven con VIH, operará en Monterrey a través de la organización civil Letra S y el apoyo de Acodemis.

El consultorio "Arturo Díaz Betancourt" es una plataforma virtual dedicada a ofrecer servicios legales vía internet a la comunidad LGBTTTI y personas que viven con VIH cuando sufren discriminación y /o violaciones a sus derechos humanos.

Operado por una red de abogados y promotores, estará además en otras en 11 entidades como Mexicana (Baja California, Chihuahua, Distrito Federal, Jalisco, Nuevo León, Estado de México, Puebla, Oaxaca, San Luis Potosí, Sonora y Yucatán).

Alejandro Brito Lemus, director de la organización Letra S, comentó que el proyecto surge debido a que si bien ha habido grandes avances en el tratamiento del VIH, que ha pasado a ser un padecimiento crónico con el que se puede vivir, no sucede lo mismo en cuanto al estigma de la enfermedad.

Mencionó que la discriminación con la que viven los portadores del virus los hace vulnerables al mal trato en los servicios de salud, así como a la constante amenaza en los centros laborales.

"No pasa lo mismo con los derechos humanos y el estigma, el estigma sigue aún muy presente en estos avances a pesar de que la infección ya es más crónica ha dejado de ser mortal.

"Sin embargo vemos una situación paradójica, las personas viven más gracias al tratamiento, pero lo que vemos es que hay más discriminación, es una paradoja", dijo.

Brito Lemus señaló que al reinsertarse en sociedad, un portador de VIH es continuamente hostigado ya sea por discriminación o por ignorancia, ya que la gente sigue pensando que VIH es igual a sida y esto es igual a la muerte.

Afirmó que en el país se siguen solicitando pruebas obligatorias de esta enfermedad para entrar a laborar a algunas empresas, e incluso instituciones educativas.

Por su parte Laura Hernández, coordinadora del proyecto, dijo que la clínica jurídica atenderá casos en lo laboral, familiar, civil e incluso en algunos casos penal.

Explicó que las personas podrán entrar a la página de Internet www.letraese-ddhh.com y enviar su caso en privado, para que puedan revisarlo y vincularlo con el promotor de su estado.

Explicó que no solamente se atenderá a pacientes de VIH sino también a integrantes de minorías sexuales que se vean perjudicados en sus derechos, ya que es evidente que hay desconfianza en las Comisiones estatales de derechos humanos, pues no se presentan quejas.

Acodemis será la organización vínculo en Nuevo León y su dirigente, Abel Quiroga, señala que la intención es no sólo asesorar sino brindar un acompañamiento a la persona que ha sentido vulnerada en sus derechos para poder analizar la mejor estrategia en cada caso.

Ernesto Lujano será el abogado en la ciudad de Monterrey y convocó a las personas a animarse a iniciar procesos legales porque sigue existiendo el miedo a las represalias.

"Mucha gente no quiere involucrarse porque tienen miedo, esta represión de que si se implementan acciones legales en contra del patrón o las instituciones de salud piensan que tendrán muchos problemas", dijo.

FOTO: Archivo

DANIELA MENDOZA / MILENIO DIGITAL