REDACCIÓN 
10 de marzo de 2017 / 07:39 a.m.

MONTERREY.- Cuatro de los 22 agentes del Ministerio Público Orientador que fueron suspendidos de sus funciones, el pasado mes de enero, por supuestas irregularidades en sus nombramientos, fueron dados de baja de sus funciones, por lo que promovieron amparos contra las acciones de la Visitaduría de la Procuraduría de Justicia y la Sub procuraduría.

Los ex servidores públicos estatales que fueron cesados de la dependencia estatal promovieron amparos en el juzgado primero de distrito en materia administrativa.

Entre ellos están: Bertha Paola Caballero García y Arturo Armando Morales Treviño, quienes desempeñaban sus funciones en el Centro de Orientación y Denuncia de la zona sur, Brenda Patricia Arriaga Ruiz, de la centro; y Claudia Janeth Garza Vega, quien fue destituida del Coe de la norte.

En la lista de acuerdos de dicho juzgado federal se publicó que los primeros tres ex fiscales promovieron sus amparos contra acciones directas de los funcionarios del área de la Visitaduría.

Mientras que Claudia Janeth Garza hizo el reclamo directo a la determinación de Sub procuraduría de Justicia.

Dichos ex funcionarios forman parte de una lista de 22 que fueron cesados después de que personal de la Sub procuraduría realizó una investigación, en la que detectaron que cuando recibieron sus nombramientos no cumplieron con los requisitos establecidos en la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

Los cuatro y el resto de sus ex compañeros recibieron sus nombramientos como Ampos, en el transcurso del 2016, cuando inició la nueva administración, que hasta la semana pasada encabezó el ex procurador Roberto Flores Treviño.