ÉRIK ROCHA 
13 de mayo de 2015 / 12:48 p.m.

MONTERREY.- Ante la versión de la familia de Santa Catarina que presuntamente fueron víctimas de un ataque de policías municipales, la Procuraduría General de Justicia en Nuevo León (PGJNL) informó que investigará si los casquillos que se levantaron en el lugar de los hechos coinciden con las armas de los uniformados.

Al concluir la reunión de seguridad de cada miércoles, el procurador Javier Flores Saldívar, señaló que se confiscaron armas cortas y largas de los policías, para posteriormente realizar un peritaje con los casquillos asegurados.

Mencionó que de momento es prematuro responsabilizar a los elementos de la policía de Santa Catarina, debido a que la carpeta de investigación sigue abierta.

"Ayer se aseguraron diversas armas largas y cortas para hacer las pruebas periciales y ver sí los casquillos encontrados en el lugar corresponden a esas armas", indicó el procurador.