SANDRA GONZÁLEZ
11 de mayo de 2016 / 06:28 a.m.

Monterrey.- Por presuntamente utilizar bienes públicos del estado de Nuevo León para apoyar a un candidato a la alcaldía de Benito Juárez, Quintana Roo, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón fue denunciado ante la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (FEPADE).

El pasado 26 de abril, el mandatario difundió un video para pedir a la población de Cancún que apoyara a Gregorio Sánchez, a quien promociona como candidato independiente, pese a que fue registrado ante el Instituto Electoral de Quintana Roo como abanderado del Partido Encuentro Social.

fepade denuncia jaime
Víctor Alberto Sumohano Ballados, candidato independiente para la alcaldía de Benito Juárez, Quintana Roo. | ESPECIAL

Ante este hecho, que calificó de intromisión, el candidato independiente a la presidencia municipal de Benito Juárez, Víctor Alberto Sumohano Ballados, denunció ante la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales a Jaime Rodríguez Calderón, alegando la violación al artículo 11 de la Ley General en Materia de Delitos Electorales.

La cual dicta en la fracción III que se impondrán sanciones económicas e incluso prisión a quien apoye con recursos públicos a algún personaje político en contienda, mientras que la fracción IV del mismo habla sobre el delito que se comete por proporcionar apoyo o prestar algún servicio a un precandidato, partido político, coalición, agrupación política o candidato, sea que lo haga por sí mismo o a través de sus subordinados, en sus horarios de labores.

"Es evidente que el video fue realizado en el despacho del gobernador, la cual es un bien público, y presuntivamente en horario laboral.

"Lo anterior constituiría presuntivamente delito en los términos de las fracciones III y IV del párrafo primero del artículo 11 de la Ley General en Materia de Delitos Electorales", se lee en la denuncia.

En su video, Jaime Rodríguez adelanta que visitará en Cancún a Greg para apoyar su candidatura a la alcaldía de Benito Juárez.

Cabe señalar que el candidato a presidente municipal en Quintana Roo estuvo preso en 2010 por presuntos nexos con el narcotráfico y además enfrentó acusaciones por deber fuertes sumas de dinero.