30 de octubre de 2014 / 06:33 p.m.

Monterrey.- El gobernador de estado, Rodrigo Medina de la Cruz, descartó un brote de inseguridad a raíz de los hechos ocurridos en la avenida Venustiano Carranza, donde atentaron contra el líder de la CNOP, Humberto Reyes Martínez, y mataron a tres hombres que lo acompañaban.

El mandatario estatal mencionó que se trató de un ataque directo hacia los cuatro tripulantes de la camioneta donde viajaba Reyes Martínez.

"No podemos asociar este atentado como una escalada de violencia (…) este es un atentado hacia alguien, había un motivo, una situación en particular que motivó a que se llevará a cabo este atentado", dijo.

El gobernador aseguró que las autoridades, en materia de seguridad, no han bajado la guardia y siguen con las indagatorias.

FOTO: Archivo

CON INFORMACIÓN DE SANDRA GONZÁLEZ