2 de mayo de 2014 / 03:05 a.m.

Monterrey.- Los maestros esperarán los resultados de las negociaciones con el Gobierno del Estado antes de tomar alguna acción en defensa de sus derechos.

Pues, aunque no están de acuerdo con los cambios que implica la reforma educativa, por lo pronto seguirán en las aulas.

No se descarta nada, aclaró el líder de la Sección 50 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Guadalupe Castillo García, pero se mantendrán en la mesa de negociación permanente con el Gobierno del Estado y de la cual se derivarán las condiciones laborales de los maestros.

Tras depositar una ofrenda en el Monumento al Obrero con motivo del Día del Trabajo, el líder magisterial consideró que, con la derogación de los artículos transitorios de la reforma educativa, el trabajo de los docentes no está en peligro.

Respecto a la intención de condicionar las plazas de maestros a la evaluación educativa, el dirigente magisterial puntualizó que es imposible generalizarlas porque no hay equidad en las condiciones de trabajo.

Francisco Zúñiga