ORLANDO MALDONADO RODRÍGUEZ
28 de marzo de 2016 / 04:54 p.m.

Monterrey.- La Contraloría del Estado reveló que ya detectaron las primeras irregularidades en la adquisición de cobertores al triple de su valor por parte de la Subsecretaría de Administración, por lo que ya canalizaron la información a la Tesorería y a la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) para que tomen cartas en el asunto.

Posterior a anunciar su licencia indefinida a la UANL, la contralora del Estado, Nora Elia Cantú, informó que el trabajo de investigación de parte de su dependencia ya terminó y como resultado arrojó irregularidades en los procesos de licitación y control de recepción.

En este sentido, resaltó que las ilegalidades rayan solamente en lo administrativo, por lo que será el tesorero Carlos Garza o Luz Natalia Berrún, secretaria de Desarrollo Social quienes llamen o no a Rogelio Benavides Pintos, ex subsecretario de Administración para que dé una explicación de las anomalías y posteriormente definir si interponen una denuncia ante la Subprocuraduría Anticorrupción, encabezada por Ernesto Canales.

"En el caso de las cobijas el trabajo de la Contraloría concluyó, todas las irregularidades se le notificaron ya a los superiores jerárquicos y ellos ya están en proceso de investigación para iniciar el procedimiento.

"(Detectaron irregularidades) de controles del proceso de la licitación, del control de recepción, etcétera, son temas administrativos.

"(Mandar llamar a Rogelio Benavides) ya sería del superior jerárquico que en este caso es la secretaria de Desarrollo Social y el secretario de Finanzas para el tema del fincamiento de responsabilidades", dijo.

La funcionaria estatal precisó que hace tres semanas notificaron a la Tesorería y a la Secretaría de Desarrollo Social sobre las anomalías detectadas.

"Tenemos varias semanas (de haberles notificado las anomalías), el superior jerárquico ya tiene sus plazos, en este caso estaríamos hablando de unas tres semanas", apuntó.

Cabe recordar que la detección de la adquisición de estos cobertores al triple de su valor para ser repartidos en las fiestas decembrinas pasadas a las comunidades vulnerables, causó la renuncia "voluntaria" de Rogelio Benavides Pintos, entonces titular de la Subsecretaría de Administración.

Llevan 25 denuncias en contra de la pasada administración.
En otro orden de ideas, Nora Elia Cantú, contralora del Estado, aseguró que son ya 25 denuncias que llevan ante la Subprocuraduría Anticorrupción por presuntos casos de corrupción de la pasada administración.

Sin embargo, la funcionaria estatal no quiso detallar estos 25 casos de corrupción y menos precisar si dentro de estos está inmiscuido el ex gobernador Rodrigo Medina de la Cruz y su familia.