4 de diciembre de 2014 / 01:15 p.m.

Monterrey.- La votación para aprobar de la nueva Ley Federal de Juegos con Apuestas y Sorteos, dividió a los legisladores de Nuevo León, quienes arrojaron sufragios diferenciados.Aunque en su mayoría los legisladores nuevoleoneses votaron a favor de la ley, la fracción panista se dividió y tres de ellos votaron en contra de dicha iniciativa.Fueron Víctor Fuentes Solís, Verónica Sada Pérez y Homero Niño de Rivera Vela quienes dieron el voto en contra.Consultado al respecto, Fuentes Solís expresó que la trascendencia de esta ley en la vida de los ciudadanos va ligada a la situación jurídica de los municipios, pues se abre el paso a que los Ayuntamientos pierdan litigios en Tribunales frente a los casineros."Quienes hemos tenido oportunidad de participar en el ámbito municipal nos damos cuenta que cuando existen hipótesis en los cuales se ponga en litigio la capacidad jurídico, administrativa del municipio con relación a una ley de mayor jerarquía en los tribunales judiciales, normalmente el municipio no sale bien librado."Pretendíamos blindar la capacidad del municipio para que pueda regular con mayor precisión y profundidad sobre el tema", explicó el legislador Víctor Fuentes.El panista negó que se tratara de una división, sino de una muestra de que existen maneras de pensar distintas.Además, dijo que es la primera vez que en México existe una regulación para combatir la ludopatía en todas sus expresiones ya que ésta no sólo se presenta en los casinos, también en los juegos electrónicos por internet, los cuales aseguró, está comprobado estadísticamente que generan más ludopatía que el juego en vivo.En contraste, para el también militante albiazul José Arturo Salinas Garza, la aprobación de este dictamen significa un gran avance en la transparencia en el otorgamiento de permisos ya que podrán saber cuántos casinos hay en México, permisos otorgados, casinos en funcionamiento, a quien pertenecen y los socios de éstos.Destacó que la ley contempla un capítulo completo sobre cómo evitar el lavado de dinero, pues dijo se tendrán que hacer reportes cuando la gente juegue más de 40 mil pesos aproximadamente.Otro aspecto trascendental, agregó, es que se otorgará un casino por permiso, lo cual, aseguró, es un gran avance en materia jurídica para los inversionistas de esta industria, ya que se evitará que los permisos se renten.También, dijo que se impedirá que puedan ser operados por personas que no son los dueños y se garantizará que a quien se le autorice un permiso es porque cumple a cabalidad con los requisitos que se plantean.Salinas Garza aclaró que la gente a la que le guste ir a los casinos tiene derecho a hacerlo, y es obligación del Estado garantizar que ese entretenimiento se pueda realizar de manera segura.El también integrante de las comisiones de Gobernación y de Juegos y Sorteos dijo que este dictamen también contiene un capítulo completo sobre la ludopatía, todo lo que tiene que ver con la atención de este padecimiento, cómo prevenirlo, cómo combatirlo y cómo evitar los efectos negativos que puede conllevar el juego.Por el lado de los priistas, el diputado Héctor García declaró en entrevista que esta aprobación es un gran avance, al dejar atrás la regulación y convertirse finalmente en una ley."Brindará tranquilidad a la sociedad, da libertad a los mexicanos de acudir a centros lícitos o de negocios como un casino y que está regulado por el estado. Hace 60 años o más no había este tipo de regulación y por eso estamos satisfechos."Estados como Nuevo León que ha sido agredido por la falta de regulación, cuando podían con un permiso abrir 100 casinos más... Hoy eso ya no va a ser posible, se hace un instituto de juegos y sorteos que dará transparencia, tendrá que reportar impuestos, y dará tranquilidad", mencionó el priista.OPINIONES-El diputado panista Víctor Fuentes Solís rechazó que se tratara de una división, sino de una muestra de que existen maneras de pensar distintas en el Congreso.-José Arturo Salinas Garza, legislador albiazul, dijo que la aprobación de este dictamen significa un gran avance en la transparencia en el otorgamiento de permisos.-Por el lado de los priistas, el diputado Héctor García declaró en entrevista que esta aprobación es un gran avance, al dejar atrás la regulación y convertirse finalmente en una ley.

FOTO: Especial

MILENIO DIGITAL/DANIELA GARCÍA