ISRAEL SANTACRUZ
31 de enero de 2017 / 09:24 p.m.

MONTERREY.- Aunque faltan algunas horas para que concluya el mes de enero, éste ya podría competir por ser el inicio de año más violento más violento, con casi un centenar de homicidios dolosos.

Tan sólo hasta el mediodía de este 31 de enero, la cifra de homicidios dolosos en Nuevo León ascendió hasta los 89, cifra casi duplicada si se compara con enero del 2016, donde la cifra fue de 48 muertes.

En lo que va del 2017 algunas de las jornadas más violentas fueron las del 15 de enero, en donde tres personas fueron asesinadas en diversos hechos.

En el primero de ellos un hombre murió camino al hospital tras haber sido atacado frente a su domicilio por sujetos armados al norte de Monterrey. Fue cerca de las 9:30 de la noche cuando hombres armados acudieron hasta el cruce de 25 de Abril y Nicolás de Avellaneda, en la colonia Fomerrey 1, en el citado municipio, en donde desde un vehículo en movimiento accionaron sus armas y escaparon.

Además Un cuerpo fue localizado tirado dentro de una bolsa de plástico negra en la orilla de la carretera Monterrey- Saltillo, a la altura del kilómetro 42. Así como Con al menos dos disparos, un hombre de aproximadamente 35 años, fue encontrado sin vida en el municipio de Ciénega de Flores.

Un evento que cimbró a la comunidad no sólo de Nuevo León fue el ocurrido en el Colegio Americano del Noreste, donde un alumno atacó a balazos a sus compañeros y a la profesora. El alumno agresor perdió la vida, en tanto que dos de sus compañeros, así como la profesora, continúan hospitalizados. Uno de sus compañeros que resultaron con lesiones ha sido dado de alta.

Otra jornada que fue la que disparó las estadísticas fue la del domingo 22 de enero, pues la Procuraduría De Justicia del Estado informó el hallazgo de una fosa en el municipio de García, en la que se encontraron restos óseos que corresponden a por lo menos 56 personas.

La procuraduría informó que el hallazgo ocurrió en febrero del 2016 tras la declaración de un detenido. A lo largo de un año la dependencia estatal trabajó en secreto e identificó a 24 de los 56 muertos, todos ellos ubicados en la lista de desaparecidos del 2010, incluyendo algunos ex policías.

Con este hallazgo la cifra se disparó de 26 a 82, que sumados a los consiguientes la cifra ha llegado a los 89 homicidios dolosos.

En enero del 2016 la cifra de muertos proporcionada por la Procuraduría estatal fue de 48, aunque la cifra en febrero del 2016 fue también de 89, aunque en ese momento el suceso que marcó el incremento de homicidios fueron los 49 muertos de la riña campal al interior del Penal del Topo Chico.