SYNDI GARCÍA | MILENIO DIGITAL
24 de agosto de 2015 / 12:04 p.m.

Monterrey.- Casi 8 de cada 100 estudiantes universitarios en Nuevo León son adictos a los juegos de apuestas, es decir son ludópatas.

Los resultados surgen después de un estudio realizado por Rita Martínez Jáuregui y un grupo de especialistas de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) en el periodo 2013-2014.

De acuerdo a la investigación de noviembre de 2014, los resultados reportan que 29 mil 204 universitarios nuevoleoneses, es decir el 19.6 por ciento de esta población, tienen problemas con los juegos de azar y están en vías de convertirse en jugadores compulsivos.

Se destaca que de ellos, dos mil 161 alumnos, un 7.4 por ciento, cumple con criterios de juego patológico, han desarrollado una ludopatía.

“Quiere decir que casi 8 universitarios de cada 100 están enfermos con síntomas visibles y contables de la adicción”, afirmó Rita Martínez.

La investigación fue realizada en las principales seis universidades de Monterrey y su área conurbada y los nombres de las personas que participaron en ella no pudieron ser revelados por convenio con las
escuelas.

Para el estudio, se tomó una base de dos mil 183 estudiantes de 16 a 30 años, el 53.7 por ciento mujeres y un 46.3 por ciento de hombres.

La muestra corresponde a 1.47 por ciento del total de la población universitaria de la entidad.

La mayoría (79.8 por ciento), afirma el estudio, prefiere jugar con dinero porque lo asocian con el entretenimiento.

Son los hombres quienes sobrepasan a las mujeres como jugadores patológicos. El estudio de Jáuregui detalla que el 60.6 de los universitarios que no juegan son mujeres.

“Del total de jugadores problema 48 por ciento son mujeres y del total de jugadores patológicos el 74.1 por ciento son varones”, se detalla en la investigación.

Los juegos que más se experimentan entre los universitarios que apuestan en juegos de azar son el 44.3 por ciento las cartas; 41.6 por ciento las máquinas recreativas; en tanto que un 41.1 por ciento para deportes (con respuestas duplicadas).

“En la variable específica de jugadores problema y patológicos, se aprecia la misma tendencia: 52 por ciento para cartas, 64.4 por ciento para máquinas recreativas y 67.2 por ciento para las apuestas en deportes”, se expone en la investigación.

Quienes son identificados como ludópatas, el 65 por ciento tiene un rango de edad entre los 18 y 21 años; además el 59.2 por ciento son hombres.

¿cuánto es lo que se apuesta?

La investigación asegura que el 89.7 por ciento apuestan cantidades entre los 500 y mil pesos; un 36 por ciento juega desde 5 mil hasta los 10 mil pesos.

Quienes sobrepasan los 5 mil pesos también han pedido dinero prestado o han pagado deudas relacionadas con el trastorno.

“Lo que encontramos es que hay una enorme correlación entre las personas que juegan y tener familiares que juegan, que quiere decir esto, si un universitario está jugando lo más seguro es que tenga hasta siete familiares cercanos que también juegan”, aseguró Martínez Jáuregui.

Ante el panorama de la primera investigación realizada en Nuevo León en estudiantes universitarios, la especialista asegura que 672 mil 620 alumnos se encuentran en riesgo de experimentar la enfermedad.

La ludopatía está reconocida como un trastorno ante la Organización Mundial de la Salud y en 1980 fue reconocida por la Asociación Americana de Psicología.