MARCELA PERALES
7 de noviembre de 2017 / 09:22 a.m.

MONTERREY.- Karla Pérez Gómez Sosa asegura que sí existe la vida después de la muerte.

Su creencia está basada en los días que permaneció en coma y pudo atestiguar los relatos contados durante generaciones.

“Fue una hermosa experiencia, la verdad. La puerta dorada brillaba bastante y te da la ansiedad de querer entrar pero pues yo no pude”.

Karla solamente es uno de los millones de testimonios documentados en el mundo, aunque no existe tecnología alguna para comprobarlos, por eso hay opiniones diversas en cuanto al tema, la iglesia y lo científico.

José Miguel Bartolomé, Capellán del Instituto Juan Pablo II explica que sí existe una vida después de morir en la tierra.

Esta es la opinión de la iglesia católica respecto a los relatos de Experiencias Cercanas a la Muerte.

“La puerta divide la sala, está la primera sala y la segunda sala, bueno pues tengo una vida terrenal que es la que nosotros conocemos, vivimos y experimentamos y existe una segunda vida, una vida eterna.

Al cruzar la frontera con este mundo o a una realidad que no conocemos o no hemos experimentado, las palabras nos quedan cortas y nadie lo puede describir"

La parte científica tiene la teoría en que solo sucede cuando se realizan técnicas de reanimación en pacientes con infartos, traumatismo de cráneo u ahogamiento, y que en este lapso presentan alucinaciones por falta de oxígeno, efectos de la anestesia y el suministro de medicamentos.

“Por la presencia de ciertas sustancias utilizadas durante el proceso de reanimación pulmonar o ciertos medicamentos o drogas que pueden ser también producto de una alucinación o de una activación de ciertas memorias de la persona”, explicó Manuel Nava, Médico y docente del Instituto Integral de Tanatología.

Alicia Hinojosa de Miguel, psicóloga y tanatóloga, señala que muchos neurocirujanos adjudican estos relatos a los comportamientos del cerebro, aun y cuando se registra una muerte clínica no mayor a los ocho minutos.

“Dicen por ejemplo que el cerebro para como un mecanismo de defensa empieza a segregar ciertas sustancias que hacen que la persona vea el túnel, se sienta tranquila, relajada, en paz", dijo la especialista.

Ninguna teoría está 100 por ciento comprobada, es por eso, que las Experiencias Cercanas a la Muerte, quedan a criterio de cada persona.


mmr