LUIS GARCÍA
12 de agosto de 2015 / 09:52 p.m.

Monterrey.- Ni falla técnica ni pleito legal entre empresas... el verdadero motivo que afectó el servicio de internet y teléfono en varias oficinas del Gobierno de Nuevo León, incluida la Torre Administrativa, fue un hackeo que el estado ya investiga, aseguró el subsecretario de Administración, Antonio Martínez.

Dijo que a pesar de que hubo un sobrecalentamiento del sistema, como se dijo en un principio, este evento fue previo al ataque sufrido a los servidores.

"Sospechamos que existe una intervención y estamos realizando la averiguación correspondiente (...) lo que sucedió, y por lo que nos hemos tardado en restablecer el servicio, es porque identificamos un problema de un tercero, llámese un hackeo. Insisto, estamos realizando una integración de información para poder deslindar responsabilidades en caso de que la información así lo arroje", indicó.


La semana pasada, Multimedios dio cuenta que la Torre Administrativa operaba sin servicio de telefonía e internet dado el pleito legal entre dos empresas, Axtel y Solution Wire Integración.

Esta última afirmaba ser responsable de cortar ambas comunicaciones.

No obstante, Jorge Domene, titular de la Oficina de la Gubernatura, desmintió dicha versión y afirmó entonces que el problema era una simple falla en el sistema que se corregiría a la brevedad.

"Eso fue una falla al margen del problema, hubo una descarga de energía que afectó un aire acondicionado de precisión que, digamos, mantiene la temperatura (...) fue un compresor, pero eso fue un problema marginal, el compresor se arregló", sostuvo Martínez.

Pese a ello, el reporte proporcionado ayer por el área de Administración apunta a que el servicio telefónico funciona a un 80 por ciento, y el internet a un 95 por ciento.

La investigación que realiza desde hace días el Estado tiene por objeto identificar el origen del ataque, lo que permitiría presentar en su caso una denuncia por los hechos.

"Una vez integrada esta información, en caso de que así resulte, se deslindan responsabilidades y se establece una denuncia... puede ser penal, puede ser mercantil, puede ser administrativa, dependiendo del resultado", puntualizó el subsecretario de Administración.

En tanto se agotan las pesquisas, el funcionario descartó señalar responsables por adelantado. El tesorero Rodolfo Gómez Acosta definió el hecho como delicado y pidió esperar los resultados.

En tanto, Martínez negó que el presunto ataque haya generado una sustracción de datos en perjuicio del Gobierno.