EDUARDO MENDIETA
20 de septiembre de 2016 / 11:06 a.m.

MONTERREY.- Como a finales de año, el mes pasado y el jueves pasado, la escena se repite: las filas interminables de usuarios que acuden al Instituto Registral y Catastral de Nuevo León son visibles desde las 08:30 porque el sistema se cayó.

"Como siempre, sin sistema", dijo uno de los que hacían fila.

Por ello, los trámites para poder obtener actas constitutivas de razones sociales, movimientos de compañías y propiedades y terrenos, tienen que esperar hasta que se le dé mantenimiento al sistema.

"Aquí sí hay, en el registro, no", complementó el personal del acceso principal donde se toman los turnos para entrar a la sala de espera.

"La última fue el jueves pasado, nos quedamos sin sistema, es por el mantenimiento, no le quieren meter lana", señaló otro de los trabajadores de la misma área.