LOURDES SOLER
8 de septiembre de 2016 / 06:14 p.m.

ZUAZUA.- Juan Jiménez Martínez no sólo dejó un gran hueco en su familia, sino también dejó en la orfandad a una niña de dos años y un niño de 11.

Fue la tarde de este miércoles cuando Jiménez Martínez murió, después de que recibiera un cerrón por parte de un trailero en el sector Real de Palmas, en Zuazua, por lo cual, sus familiares se reunieron en la colonia la Ladrillera para darle el último adiós.

Desde temprana hora el hombre se dirigió a trabajar con el objetivo de juntar dinero para comprar los útiles escolares que le faltan a su hijo mayor, así lo platicó su esposa, Claudia Escalera García.

“En cuanto a ellos (sus hijos) apenas estaba comprándole sus uniformes, sus zapatos, todavía no tenía lo de la escuela, o sea muchas cosas que no alcanzamos a comprar”, detalló la esposa.

Margarita Martínez, madre del ahora occiso y quien lo identificó al momento del accidente, pidió justicia para su hijo, ya que una imprudencia de un conductor le arrebató la vida a Juan Jiménez Martínez.

“Inconciencia del trailero, se le hizo fácil o no sé, no pensó todo el golpe que nos dio, no nada más a mi hijo, a todos. Mi hijo era especial”, dijo la madre.

Hace dos semanas, Juan Jiménez Martínez, decidió comenzar a trabajar dentro del servicio UBER, minutos después de despedirse de su madre y que su esposa le diera la bendición, falleció al impactarse de manera frontal contra una torre de alta tensión, a causa de un cerrón