SANDRA GONZÁLEZ
20 de julio de 2017 / 08:54 p.m.

MONTERREY.- Además de perjudicar a los usuarios, Metrorrey fracasó en su intento de elevar sus ingresos con el cobro del servicio los domingos. Y es que de los 50 millones de pesos al año que pensaban recaudar, la cifra se quedó en apenas 35 millones de pesos.

Fue en enero de 2016 cuando el Gobierno del Estado hizo el anuncio de la medida que causó descontento en las familias que aprovechaban el domingo gratis del Metro para poder visitar sitios de esparcimiento dentro del área metropolitana.

A pregunta expresa, el director de Metrorrey, Jorge Arrambide informó que este dinero se invirtió en el mantenimiento del sistema y las condiciones de accesibilidad.

En rueda de prensa, el funcionario informó que en total Metrorrey tiene ingresos propios por 500 millones de pesos que provienen de la venta de boletos y publicidad, mientras que tienen gastos por 750 millones de pesos por lo que operan con un déficit de 250 millones de pesos.

Con dichos ingresos, refirió el director de Metrorrey, se ha dado mantenimiento a escaleras eléctricas y elevadores, aunque los usuarios a diario reportan fallas en estas instalaciones.

Y aunque reconoció que no alcanzan los recursos para cambiar los sujetadores de vía y cambiar los rieles, reduciendo la velocidad de los trenes de 34 a 29 kilómetros por hora, aseguró que no hay ningún riesgo para los usuarios.

A diario viajan 350 mil ciudadanos en Metro, que generan 500 mil viajes. Los domingos se estima que son 400 mil pasajes.



dat