IRAM OVIEDO
14 de julio de 2015 / 11:23 p.m.

Monterrey.- La fuga del penal del Altiplano de Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, "El Chapo", ha hecho recordar que en Nuevo León también ha habido fugas increíbles de los centros penitenciarios y por túneles.

Esto ha hecho que las autoridades pongan, por un tiempo, mayor atención en los tres centros penitenciarios de Nuevo León: el Penal del Topo Chico, el Cereso de Apodaca y el de Cadereyta.

Sin embargo, al relajarse la vigilancia, es cuando los detenidos se van incluso, hasta por la puerta principal.

25 DE FEBRERO DEL 2008

En pleno mediodía y a través de un túnel de siete metros de largo y 55 centímetros de diámetro que excavaron ellos mismos, cuatro reos escaparon del Penal del Topo Chico.

En los últimos metros de su fuga dispararon una pistola contra celadores, para huir luego en un auto que los esperaba en una calle del costado al lado norte del penal.

Penal del Topo Chico
Los tres reos estaban internados por homicidio y habrían tardado unos 15 días en excavar el pasadizo subterráneo | ROBERTO ALANÍS

Aldo Fasci, entonces secretario de Seguridad Pública estatal, dijo que los reos fugados fueron Héctor Fernando Martínez Ulloa, de 35 años; Hugo Trejo Ruiz, de 37; Juan Francisco López Torres, de 36, y Luis Gerardo Miranda Ortiz, de 47.

Los delincuentes purgaban penas por delitos de homicidio, robo con violencia y delitos contra la comunidad, entre otros.

Los internos habrían tardado unos 15 días en excavar el pasadizo subterráneo.

Penal Apodaca
Los familiares de los reos del penal del Topo Chico llegaron al lugar para ver lo que ocurría porque las autoridades no les proporcionaban información | Roberto Alanís

19 DE FEBRERO DE 2012

Un total de 29 reos se fugaron del Cereso de Apodaca, donde antes masacraron a 44 de un grupo contrario del crimen organizado.

Aprovechando la oscuridad de la noche se fueron por la puerta principal y presuntamente varias camionetas o incluso un camión urbano, los estaba esperando.

La mayoría fueron recapturados pero hay algunos que todavía están libres.

Reos fugados
En tiendas comerciales y plazas públicas se colocaron cartelones con la foto de los 29 reos fugados del penal de Apodaca con el anuncio de una recompensa | ARCHIVO

18 DE OCTUBRE DE 2012

Durante 70 días, internos del Penal del Topo Chico cavaron un túnel que llevaba 17 metros de longitud, sin que, aparentemente, algún custodio se diera cuenta, pese a lo ruidoso de los trabajos.

No obstante, finalmente el paso subterráneo fue descubierto a principios de octubre por las autoridades del Estado, que frustraron este plan de escape.

Considerando las medidas del túnel, los internos habrían extraído unas 13 toneladas de material que, según especialistas, equivaldrían a unas 17 toneladas de tierra y escombro.

Penal del Topo Chico
La vigilancia en el penal del Topo Chico se intensificó a partir del descubrimiento de un nuevo túnel | ARCHIVO

11 DE SEPTIEMBRE DE 2013

Ese día, un túnel por el cual varios reos planeaban fugarse, fue descubierto por las autoridades en el Cereso de Apodaca.

La excavación era de un metro por aproximadamente cincuenta centímetros de ancho y tres metros de profundidad a nivel del piso.

La perforación tenía una longitud aproximada a los 10 metros e iniciaba en el área de lavandería con rumbo a la barda perimetral del centro penitenciario.

Túnel en Penal Apodaca
La perforación tenía una longitud de 10 metros e iniciaba en el área de lavandería con rumbo a la barda perimetral del penal | ESPECIAL

Precisamente en el Cereso de Apodaca, a ocho meses de su inauguración hace años, escapó Everardo de León Arreola "El Ñacas", utilizando sábanas amarradas para brincar la barda de la que era considerada la cárcel más segura de Latinoamérica.

Y quién no se acuerda de Jimmy Reyes Quezada, conocido como "El Capitán Fantasma", logró fugarse del Cereso de Apodaca 8 meses después de su inauguración, luego fue recapturado y sentenciado a 30 años por homicidio.

Pero en mayo del año pasado, "El ñacas" fue nuevamente detenido por delitos contra la salud.

En esta ocasión, "El ñacas" fue capturado en calles de la colonia Central en Monterrey, donde fue sorprendido con una mochila en la que traía 47 dosis de marihuana, 15 bolsas de plástico y una báscula que ocultaba en una mochila.

El ñacas
Everardo de León Arreola, apodado "El Ñacas", de 49 años fue recapturado 20 | ESPECIAL