orlando maldonado
20 de enero de 2016 / 05:39 p.m.

Monterrey.- Dado que el 70 por ciento de robos a casa-habitación, a negocios y a personas, han sido perpetrados mediante autos de alquiler, el Gobierno del Estado informó que a partir de esta semana iniciarán con mesas de trabajo para identificar por colores a los taxis en la zona metropolitana.

En reunión de seguridad con los alcaldes metropolitanos en Palacio de Gobierno, el gobernador de Nuevo León llegó a un acuerdo con los ediles y la Procuraduría para poner fin a esta problemática.

El mandatario estatal aseguró que a la hora de detectar las cámaras de seguridad de negocios que sufren robos, es muy difícil reconocer las placas de los delincuentes al ser todas las unidades de un mismo color.

"Hoy decidimos que vamos a cambiar el color de los taxis por municipio y eso empezará a operar a partir de la próxima semana. El delincuente ha encontrado en los taxis una posibilidad de esconderse o de ser menos perseguido", dijo.

El número de concesión y la identificación del dueño del taxi, aseguró, también será gigante y lo colocarán en el techo o en la lateral de la unidad para que sea detectada por la autoridad a cada atraco que se registre.

Destacó que tomarán acción respecto a todas las unidades piratas con las que se cuentan, esto mediante operativos por parte de la Agencia Estatal de Transporte en coordinación con elementos de seguridad de las diferentes dependencias.

La actualización del padrón es otro de los temas en los que habrán de trabajar para atacar la inseguridad en los autos de alquiler.

Respecto a las unidades Uber, el gobernador comentó que también será parte del análisis el ver alguna posible regularización, aunque por lo pronto descartó que vayan a actuar en su contra con los operativos que encabezarán.

"Ahorita nuestro problema es la identificación del carro, si no tenemos una identificación visible, grande, se nos dificulta ver cuál fue", refirió.

Cabe resaltar que el color de los taxis será definido la próxima semana.

Se reunirán con el TSJ para ver liberación de delincuentes.

En esta misma reunión de seguridad, el Gobierno del Estado acordó con los alcaldes metropolitanos llevar a cabo una reunión con el presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) para ver el motivo por el cual dejan en libertad a los delincuentes detenidos por los robos del fuero común.

El gobernador dijo que deberán ponerse de acuerdo con el TSJ para ser más eficientes en las labores de sentencias y procesos legales, así como compartir información sobre cómo hacer mejor las cosas.

"La policía detiene y el juez libera, y es un sistema procesal o un tema de lo que sea, queremos nosotros estar también enterados para capacitar a nuestra policía y cumplir con las cosas que se requieran", sostuvo.

Por último, también se acordó realizar operativos de seguridad en el transporte urbano con la intención de detectar delincuentes y cuidar la integridad de los usuarios.

En este tema, el mandatario estatal aseguró que los operativos se harán de manera abierta, es decir, no habrá elementos encubiertos para no poner en riesgo a la ciudadanía en caso de alguna persecución de maleantes y que éstos puedan repeler la agresión, como ocurrió el año pasado en Guadalupe.