13 de abril de 2014 / 09:16 p.m.

Monterrey.- El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, hizo un llamado para que los actos de violencia que dijo, vuelven a aparecer cerca de Nuevo León, no se incrementen y se magnifiquen.

Por lo que pidió que el ejército y la policía estén muy al pendiente, para que no se viva la misma situación de inseguridad en la entidad, como fue en 2010 y 2011.

Monseñor dijo no sólo referirse a la situación que persiste en el estado de Tamaulipas, pues aseguró que no hay fronteras de violencia.

"Por eso todos deben de cuidar su  propio espacio y Nuevo León, tendrá que ser muy esmerado para que no nos legue la violencia.

"Por eso hago este llamado, para que estemos atentos y no tengamos nuevamente un 2010, 2011", señaló el representante de la Iglesia en Monterrey. 

Ante ello, dijo, que los ciudadanos tendrán que hacer su parte al decirle no al delito pequeño o al delito mayor, pero la autoridad tiene a su cargo una parte delicada que es cuidar el orden y que no se vayan a filtrar criminales con malas intensiones.

Guadalupe Sánchez Pacheco