22 de junio de 2014 / 08:53 p.m.

Monterrey.- Con "absoluto respeto" y sólo para invitar a la población a la participación y no hacia un partido político en especial, es como la Iglesia católica de Monterrey abordará la nueva legislación aprobada en el Congreso de la Unión que permitirá a las religiones "recomendar" más no inducir al voto.

El vicario general de la Arquidiócesis de Monterrey, José Francisco Gómez Hinojosa, dijo la Iglesia no puede orientar a la población su voto hacia algún partido político ya que las reformas realizadas en el congreso federal, al igual que la de la legislación civil y la reglamentación interna que los rigen lo prohíben.

"Nuestro llamado va a ser en los próximos procesos electorales a la participación y a la equidad en las elecciones, a la transparencia, el combate a la corrupción, al fraude, que son generales, sin referirse a ningún partido en concreto... Más bien, nosotros apoyamos lo que las autoridades electorales van a hacer que es invitar a la población a participar".

En caso de que algún padre al oficiar su misa, con algún mensaje incline a la ciudadanía por algún partido político, este recibirá una sanción.

"Una llamada de atención de parte del arzobispo u obispo en turno, y si persiste en esta actitud, de repente se le puede impedir la predicación o la atención a los fieles; no se trata de excomunión, pero son en términos futboleros como tarjetas amarillas, no hay tarjetas rojas", dijo.

REYNALDO OCHOA Y LEYDA ESTRADA