24 de mayo de 2014 / 02:04 p.m.

Monterrey.- Si tiene negocio y gastos de representación, seguramente está a punto de pagar mucho de impuestos porque no puede justificar esos pagos que no se hicieron directamente.

Pero existe una reglamentación que los hace deducibles, aclara el presidente de la Asociación Mexicana de Contadores Públicos, Capítulo Nuevo León, Héctor Nava Ramos. El problema es que muchos desconocen la normativa, que tiene algo de  complejidad, pero se puede aplicar.

Si el pago lo hace el mismo patrón o algún empleado utilizando su propio dinero, tarjeta de crédito o cheque, la empresa puede hacer el pago correspondiente para reembolsarle el monto gastado, y declararlo a hacienda como tal, pero "grapando" virtualmente el documento de pago a la factura.

De esta manera, el Sistema de Administración Tributaria tendrá la información completa.

Nava Ramos explicó que la Asociación Mexicana de Contadores Públicos trae la tarea de informar sobre esto a los contribuyentes y asesorarlos de manera gratuita para que no les afecte la reforma fiscal, pues es importante que se conserven los negocios como fuentes de empleo.

Existen algunos tabús, que esperan derribar con estas asesorías, dijo Nava Ramos, para que los contribuyentes no tengan que pagar impuestos de manera excesiva.

FOTO: Archivo

FRANSISCO CANTÚ