13 de agosto de 2014 / 06:55 p.m.

Monterrey.- Muchos agentes de Tránsito y pocos vehículos por la zona contribuyeron a mantener una jornada tranquila en el primer día de la construcción del paso deprimido de Garza Sada y Alfonso Reyes.

A pesar de los temores, la situación no llegó al caos y los negocios vecinos no quedaron aislados. Sin embargo, debemos esperar la hora de la verdad a partir de la próxima semana, con el multitudinario regreso del tráfico tras acabar las vacaciones de verano.

La maquinaria pesada entró rápidamente en acción mientras los oficiales de Tránsito trataban de sacar los constantes atorones a base de manazos.

Por la lateral de Garza Sada, rumbo al Norte, sigue el acceso al centro comercial cuyo nombre es gentilicio en femenino de la ciudad de Soria, España. La primera novedad es que seguirá habilitado el retorno hasta Garza Sada al Sur durante los cinco meses que dure la obra. Continuando con el recorrido hallamos que sí hay acceso hacia Alfonso Reyes al Oriente por un estrecho carril hasta llegar a la calle Estrellas donde retoma su anchura normal de dos o tres carriles.

Ahora nos regresamos por Alfonso Reyes al Poniente. Sólo se puede accedera a Garza Sada rumbo al centro de Monterrey en un sólo carril que constantemente detendrá su avance. Y para descubrir la razón tenemos que brincar el puente.

Y preciesmaente por la lateral de Garza Sada al Sur, en el retorno a Garza Sada al Norte, encontramos la causa del atorón. Es un oficial de tránsito que va alternando el paso a las filas de vehículos, según vaya viendo el montón.

Y seguimos echando lupa y observamos la lateral de Garza Sada para incorporarse a Alfonso Reyes rumbo al Poniente, es decir con dirección a Lázaro Cárdenas. Una franquicia de hamburguesas tiene en ese punto el local con mayores ventas en América Latina, hasta ahora.

Para los usuarios de un casino por el rumbo y de varios exitosos restaurantes, el único acceso será bajando por Alfonso Reyes al Oriente, y luego tomar la lateral de Garza Sada al Sur. Podrán acceder desde Lázaro Cárdenas.

La buena noticia, hasta el momento, es que los cuerpos principales de avenida Garza Sada, por encima del puente joroba no tienen restricciones, así que trate de mantener velocidad moderada, distancia adecuada y todos los sentidos bien fijos en el entorno para evitar caer en más problemas.

FOTO: Archivo

JOEL SAMPAYO