NICOLE SALAS | @NicoleSalasH
6 de mayo de 2016 / 05:25 p.m.

Monterrey.- Daniel Emiliano Salas Hernández, un joven estudiante de Derecho que vive con el Síndrome de Asperger, una alteración derivada de un grado funcional de Autismo, ha vivido sus casi 22 años demostrándole al mundo que no es diferente a los demás, pues acostumbra decir que no carece de capacidades, ya que piensa, habla, interactúa y vive como quienes lo rodean.

Es por eso, que esta tarde, acompañado de su familia, Daniel cumplió uno de sus más grandes sueños; se presentó ante la Oficialía de partes del Congreso del Estado, con el fin de proponer dos modificaciones a la Constitución y así, hacer valer sus derechos como los demás.

Una de ellas es la reforma al artículo número 1° de la Constitución, para que sea cambiado el término o concepto “discapacitados” a “personas con capacidades diferentes”, ya que defiende a quienes como él, no merecen ser etiquetados como personas que no pueden hacer y vivir como los demás.

La otra modificación es el retirar en su totalidad el párrafo VI del artículo 10° de la Ley General para la Atención y Protección a Personas con la Condición del Espectro Autista, ya que dicho párrafo cita lo siguiente:

“Se reconocen como derechos fundamentales de las personas con condición del espectro autista y/o de sus familias, en los términos de las disposiciones aplicables, los siguientes:

VI. Disponer de su ficha personal en lo que concierne al área médica, psicológica, psiquiátrica y educativa, al igual que de los certificados de habilitación de su condición, al momento en que le sean requeridos por la autoridad competente”.


Ante esto, Emiliano dijo considerar “discriminatorio el que un tercero o una autoridad competente me solicite una carta o certificado de evaluación para demostrar o comprobar que soy autista”.

“No puedo en este momento concebir una medida más discriminatoria que ésta. Atenta contra las garantías individuales de cualquier mexicano, como lo señala nuestra Carta Magna”, agregó.

Posterior a la entrega de ambas iniciativas, el joven estudiante de Derecho, se integró a la Mesa de Trabajo de la Comisión de Salud, donde acudió como invitado especial y ahí leyó ante unas cien personas un discurso donde afirma que las políticas públicas del Estado mexicano fueron las que le permitieron llegar hasta donde él está.

“Gracias a esta triangulación de esfuerzo de mis padres, mis maestros escolares y los 18 psicólogos de la USAER de la Dirección de Educación Especial de la SEP que me atendieron durante 16 años, hoy estoy yo aquí. Sin todos ellos, no lo hubiera logrado”.

Actualmente Daniel Salas cursa el 5° tetramestre en la carrera de Derecho, pues él aseguró que su más grande sueño es defender a quienes como él, buscan la manera de triunfar en la vida.