MARCELA PERALES | MULTIMEDIOS DIGITAL
19 de octubre de 2015 / 09:34 a.m.

Monterrey.- Basta una silla de ruedas para saber que la rutina para un discapacitado motriz no es fácil, y menos, si vive en Nuevo León.

En un recorrido por un parque del municipio de San Pedro en compañía del doctor Juan Albino quien pese a que utiliza silla de ruedas se desempeña como maestro del centro paralímpico de ese municipio. 

Durante el recorrido se atestiguó como Juan Albino enfrentó un primer obstáculo: La entrada a este parque. 

Juan Albino explica que la entrada a este parque no se encuentra preparada para que las personas con silla de ruedas puedan tener acceso. 

"Desde la entrada principal que es la banqueta, no tiene ninguna rampa y sabemos, los que trabajamos en todas las áreas que una rampa tiene que tener su inclinación estándar que es de un seis por ciento", explicó.

Las rampas que hay en este parque resultan ser  ser un peligro, pues con una simple grieta, se pierde equilibrio de la silla de ruedas. 

Juan Albino está capacitado para manipular su silla de ruedas, pero no así, el resto de las personas con discapacidad motriz en Nuevo León.

El último dato del INEGI en el 2010, indica que en el Estado existen 185 mil 427 personas con discapacidad, de las cuales, el 59.7 por ciento, no puede caminar o moverse, es decir, cuentan con discapacidad motriz.

El doctor Enrique Barrera Hernández explica en que consiste la discapacidad motriz. 

"Toda alteración estructural o funcional en el sistema musculo esquelético, nervios, articulaciones, músculos que creen en la persona alguna alteración que limite su movilidad y que por lo tanto pierda su independencia para sus actividades cotidianas", explicó. 

Cifras del INEGI indican que el 42 por ciento de las personas con discapacidad, la desarrolló en una enfermedad, el 16 por ciento nació así, el 20.9 fue por edad avanzada, el 14.7 en un accidente mientras que el 6.5 fueron por otras causas.

Sólo en el Centro Estatal de Rehabilitación y Educación Especial ingresan al año 17 mil pacientes, más del 84 por ciento, tienen alguna dificultad para moverse.

Aunque específicamente la discapacidad motriz, se clasifica en dos tipos.

"Topográficamente se pueden clasificar como hemiplegia cuando hay una deficiencia motriz en una parte del cuerpo, paraplejía cuando se pierde la movilidad y la fuerza en las extremidades inferiores o cuadriplejía cuando se altera la movilidad de las cuatro extremidades", explicó el doctor Enrique Barrera Hernández

Aunque en el Centro perteneciente al DIF de Nuevo León ofrecen terapias de rehabilitación, tecnología, apoyo psicológico, estudios y diagnósticos para las personas con discapacidad no es suficiente, porque lo difícil, se presenta al salir a la calle, ir a la escuela, simplemente, en el diario vivir.