ZTNTYA VANEGAS
4 de septiembre de 2015 / 12:35 p.m.

Monterrey.- Las redes sociales se han convertido en una herramienta para las mamás que tuvieron que dejar la oficina para cuidar a sus hijos y se han denominado "mamás emprendedoras" en diversos grupos que existen en Facebook.

Un ejemplo claro, es el fenómeno que se ha formado en las colonias del sur de Monterrey, la fundadora es Isabel Morales quien tiene una hija de ocho años. Ella inició "Mamás emprendedoras del sur" invitando amiga, Alejandra Serrano a darle 'like' a la pagina y así han llegado a 22 mil mujeres.

"Un día dije:  yo tengo muchas amigas que hacen cosas divinas y porque no las están vendiendo, yo quisiera hacer esos pasteles divinos y esos collares y le dije a mi amiga Ale 'dale like' y así empezó a crecer y hacerse viral", comentó Isabel Morales.

Tiempo después de unió Blanca Lozano quien inicio 'Ventas Mamás del sur', cuenta que ya tiene 16 mil seguidoras.

Las oportunidades son para todas desde las que desean ofrecer comida, ropa y collares.

Las interesadas se organizan con las vendedoras, quienes después se citan en algún lugar para entregar la mercancía acordada.

"Al principio empezaron a sacar cosas usadas en mal estado y fue una regla que solo fueran cosas en buen estado y la gente aprovecha, vende de todo" mencionó la fundadora de "Mamás emprendedoras del sur".

Pero esto ha llegado a otros niveles ademas de vender se ayudan mutuamente a encontrar productos a dar ideas o incluso a cuidarse reportando situaciones que enfrentan diariamente en el sector.

Quien no cumpla las reglas esta fuera; pelear, utilizar mal vocabulario, vender piratería o animales hacen que sean sacadas del grupo.

"Es enseñarnos, creer en lo que hacemos no porque lo hagamos en casa, y no tengamos la mega oficina quiere decir que no valga, al contrario lo que esta hecho con amor quiere decir que se puede vender fácilmente", declaró.

Con el paso del tiempo y el crecimiento de las páginas, las madres emprendedoras realizan eventos para exponer sus productos y conocerse.