REDACCIÓN
1 de agosto de 2016 / 07:16 p.m.

MONTERREY.- La defensa de la ex alcaldesa Margarita Arellanes Cervantes y de sus nueve ex colaboradores solicitaron la ampliación del cierre de investigación, por lo que se programó una audiencia para el próximo 5 de agosto.

Los abogados y los 10 ex servidores públicos municipales tenían hasta el 4 de agosto para presentar las pruebas a su favor y desvirtuar las que presentara el agente del Ministerio Público para sostenerles la acusación que les hizo por el desvío de 8 millones 207 mil 546 pesos que les reclama la actual administración municipal.

Pero, antes de que concluyera el término de un mes que les concedió la juez de control Patricia Gutiérrez Ramírez, las partes involucradas en el juicio solicitaron la ampliación, petición que se les va a resolver en la próxima audiencia.

Trascendió que durante este mes, solo el imputado José Francisco de la Cruz Suárez, promovió un amparo contra el auto de vinculación que le impusieron por el delito de ejercicio abusivo de funciones públicas.

Él fue considerado probable responsable de ese ilícito, porque de acuerdo a las investigaciones que realizó la Procuraduría de Justicia en la carpeta judicial que les integran, quedó establecido que él fue una de las personas que firmó el contrato de los servicios que les iba a brindar el abogado Roberto Martínez González, después de concluir el cargo que ocupaba en el municipio.

Aparentemente, la ex edil y el resto de los imputados perdieron la oportunidad de 15 días hábiles que tenían para tramitar un amparo contra esa determinación, como lo hizo De la Cruz Suárez.

De acuerdo a los conocedores en la materia, es posible que Arellanes Cervantes y 8 de sus ex colaboradores sí enfrenten a las autoridades hasta un juicio definitivo, en el que resuelvan si son inocentes o responsables del desvío que les atribuyen.