MAYTE VILLASANA
3 de diciembre de 2016 / 10:14 p.m.

MONTERREY.- Un matrimonio de la tercera edad pide ayuda a la ciudadanía debido a que un automovilista en estado de ebriedad terminó con el único ingreso económico que tiene.

La noche del viernes un conductor se impactó contra la vivienda ubicada en la colonia Fomerrey 51, al norte de Monterrey, y derrumbó un puesto en el que el pareja vende refrescos y dulces.

Aunque el seguro del conductor respondió y empleados de una constructora trabajan en el lugar, hasta el momento el matrimonio no tiene trabajo, ya que vivía de las ganancias del estanquillo que tenía desde hace 10 años.

El matrimonio está compuesto por Yolanda Ramírez Coronado, de 72 años, y Arturo Aguilar Méndez, de 67 años, quién para trasladarse se apoya de una silla de ruedas y que ahora está en cama.

Aunque las lesiones del hombre no ponen en riesgo su vida, los daños son considerables sobre todo por este puesto era todo el patrimonio de esta pareja.

Los vecinos contaron que ellos auxiliaron al señor Arturo debido a que se encontraba debajo de las láminas tras el derrumbe y en medio de una crisis nerviosa.

Además solicitaron luminarias y boyas viales para que los automovilístas disminuyan su velocidad en la zona, en donde seguido hay accidentes y atropellos.

Los ciudadanos que deseen apoyar a este matrimonio pueden visitar su domicilio marcado con el número 9606 de la calle Dragón, en la colonia Fomerrey 51, al norte de Monterrey, o bien llamar al número celular 81-80-15-83-39 ó al 19-52-56-21