LOURDES SOLER
17 de abril de 2017 / 07:40 p.m.

MONTERREY.- Ganar un dinero extra para su hijo de 14 años orilló a Blanca Aurora a trabajar en un bar en el municipio de Cerralvo, pero sus intenciones fueron frustradas por tres hombres que la privaron de su libertad para abusar, golpear y quemarla.

La madre de la mujer, Griselda Guevara, mencionó que el negocio pertenece a una amiga, quien invitaba a su hija en algunas ocasiones a trabajar.

"Ella iba a trabajar, iba muy contenta que porque tendría dinero para su hijo y pues pasó lo que pasó, quien se iba a imaginar eso, pues nadie", dijo la mamá.

Aurora padece de esquizofrenia y bipolaridad, por lo que recibía tratamiento en una clínica psiquiátrica en el municipio de Monterrey. Ahora sus familiares temen que sus enfermedades se agraven por lo sucedido.

Ante la adversidad que vive la familia, Irving de 14 años, hijo de la víctima comenzó a trabajar lavando autos.

“Tiene que trabajar ni modo, en la escuela le va bien, está en la secundaria de por ahí en la colonia", señaló Griselda.

La mujer se encuentra internada en el Hospital Universitario, en donde, lucha por mantenerse con vida a pesar de que cerca del 80 por ciento de su cuerpo presenta quemaduras de tercer grado.

Los familiares deben pagar 12 mil pesos para que los médicos le hagan las curaciones correspondientes, por esta razón piden apoyo a la comunidad.