ISRAEL SANTACRUZ
27 de abril de 2017 / 10:17 a.m.

MONTERREY.- Las primeras pinturas fueron en piedra, se extendieron en lienzos, papel, cartón, y hasta piel. Pero Juan Cardoso prefiere el vidrio, donde hace obras que poco se ven en México, pero que son cada vez más comunes en Estados Unidos y Europa.

Conocido como arenado, granillado o sand blasting, esta técnica tiene diversas utilidades, pero Juan decidió usarla para crear obras de arte.

En Nuevo León y México se aplica, pero las figuras son uniformes, no tridimensionales, o bien sin sombras o detalles, algo que Juan Cardoso decidió cambiar. Para ello necesitaba herramienta, pero no la encontró, por lo que decidió fabricarla.

Sus piezas, montadas en ocasiones con marcos y luces, brindan un realismo que puede decorar ya sea una sala u oficina, como negocio, establecimiento o museo. Ya sea en Monterrey o el cono sur del continente.

Lo que Juan busca es una mejora de esta técnica, que otros se profesionalicen y las piezas mexicanas sean similares a las de Europa o Estados Unidos, pues la capacidad existe, sólo depende del cristal o vidrio con que se mira.