ERIK SOLHEIM ROCHA
3 de agosto de 2016 / 04:44 p.m.

MONTERREY.- Tras negarle la suspensión definitiva del acto reclamado a la defensa del ex gobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz, el actual mandatario estatal Jaime Rodríguez Calderón insistió que su gobierno no ha amenazado ni perseguido a ningún ex funcionario.

El gobernador adelantó que se reunirá con el titular de la Subprocuraduría Anticorrupción, Ernesto Canales, donde se le dará a conocer la fecha de la próxima audiencia en la que se citará a Rodrigo Medina de la Cruz.

“El Gobierno no amenaza a nadie, lo que hacemos es poner a disposición de la autoridad lo que nosotros creemos que está mal, nosotros no estamos amenazando a nadie ni persiguiendo a nadie, nosotros queremos que se aplique la ley y que el patrimonio mal usado del gobierno anterior sea devuelto a las arcas del pueblo que muchos lo necesitan… nosotros no amenazamos a nadie ni vamos a ejercer ninguna presión contra nadie”, dijo el gobernador.