EDUARDO MENDIETA SÁNCHEZ | MILENIO DIGITAL
30 de julio de 2015 / 08:07 p.m.

Monterrey.- Un asiento original con el logotipo del casino Royale San Jerónimo fue puesto en venta en internet por un monto de dos mil pesos.

A casi cuatro años del atentado que cobró la vida a 52 clientes que acudieron a la casa de apuestas ubicado en la zona de San Jerónimo, una persona lucra con este "artículo usado", como lo incluye el sitio web mercadolibremexico.com.

Con el título "Banco del casino original de Royale", la persona incluye además dos fotografías del mismo asiento aterciopelado, color rojo, tomadas de frente y de la parte trasera con el logotipo "Casino Royale San Jerónimo".

El artículo, que fue puesto a la venta este 30 de julio, tiene como precio 2 mil pesos e incluye que el envío debe acordarse con el vendedor que está ubicado en la ciudad de Monterrey.

El asiento del Royale luce limpio, aunque asemeja que fuera nuevo, sin embargo, la persona que lo vende sí incluye "artículo usado", lo que podría pensarse que fue sustraído después del incendio.

La venta establece el monto a pagar, pero si es a meses, los pagos serán de 197 pesos con 59 centavos con depósitos o transferencia a través del sistema Mercado Pago o depósito bancario con tarjeta Visa-Mastercard, incluyendo las tiendas Oxxo.

CASINO ROYALE
Página en donde se oferta el banco. | ESPECIAL

Para quien se interese en comprarlo, requiere una cuenta que le habilita mercado.com

El 25 de agosto del 2011,
el peor atentado contra la sociedad civil perpetrado por el crimen organizado, desató la muerte de 52 personas, luego de que hombres armados rociaron baldes de gasolina, incendiando el casino.

La autoridad local y federal resguardó el inmueble con elementos policiacos, aunque posteriormente el abogado Francisco Fernández Hasbun, representante legal del dueño del local Carlos Alejandro Salinas, informó que se habían robado plasmas y artículos diversos del interior.

Entrevistado este jueves sobre la venta de este asiento, el abogado se mostró desconcertado.

"Lo que pasa es que entró la aseguradora y la aseguradora te pasan los daños y se quedan con las cosas, ya lo que la aseguradora haya hecho, es otra historia, o puede haber sido antes de la tragedia, durante el aseguramiento o después que entró el seguro que se quedan con todos los bienes", dijo.

¿Cómo ves que se lucre con esto?
"Perdón, pero es una mentada de madre", respondió contundente Fernández Hasbun.

"Pues, ver qué está pasando, como te digo, o fue gente durante el aseguramiento, o fue la gente de la mudanza que se llevó cuando reclamó todo, o alguien durante el proceso, porque nosotros jamás jugaríamos con esta tragedia", complementó.