FRANCISCO JAVIER CANTÚ
24 de septiembre de 2015 / 06:35 a.m.

Monterrey.- En Nuevo León el 24 de septiembre del 2015 quedará grabado en la historia, pues fue el final de la transmisión analógico.

Por décadas esta señal era recibida hasta los puntos más alejados de la entidad. No era necesario contar con una antena específica, con tan sólo un cable conectado al televisor se podía recibir la señal de canales locales y nacionales.

Las señales analógicas dejaron de transmitirse en 48 de los 51 municipios de la entidad para aplicarse el formato digital, la cual permite transmitir más canales de televisión abierta sin costo.

Algunos regios, aunque ya estaban preparados, los tomó por sorpresa.

Ahora una gran cantidad de personas tendrán que adquirir un convertidor para poder seguir utilizando su viejo televisor, en caso de no contar con uno digital.

Con más de 15 años de trabajar como taquero, Jaime Álvarez consideró que su televisor es parte de sus herramientas de trabajo, pues brindaba un momento de diversión a los clientes.