FRANCISCO ZÚÑIGA
29 de abril de 2016 / 01:38 p.m.

Cadereyta.- La rebelión de los policías de Cadereyta, Jiménez, finalmente fue controlada mediante un diálogo con los inconformes, tras lo cual el nuevo secretario de seguridad, general Abundio Barragán Domínguez, tomó posesión del cargo sin problemas.

Este viernes por la mañana, el alcalde José Santiago Preciado encabezó la ceremonia donde se pasó revista a todo el personal operativo y administrativo de la Policía de Cadereyta, y dio su apoyo al nuevo jefe policiaco, quien ha prestado servicios en Juárez y Santiago, Nuevo León.

El jueves por la noche, al conocerse el cese del anterior secretario Jesús Homero Fonseca Moreno, presuntamente por no aprobar los controles de confianza, un grupo de policías se atrincheró en las instalaciones de la Policía y rechazaron al nuevo jefe policiaco.

Sin embargo, los inconformes eran algunos mandos medios que involucraron a los policías rasos, quienes sólo obedecieron órdenes.

Más adelante se analizará si procede una sanción, acción penal contra quien o quienes hayan participado, dijo el alcalde de Cadereyta.

La ceremonia se desarrolló sin mayores incidentes, tras lo cual el general Barragán Domínguez pidió tiempo para afinar el plan de trabajo que permita garantizar un clima de seguridad en todo el municipio.

Aseveró que se tiene ya un proyecto sobre prevención y combate de los delitos, pero habrá que enriquecerlo con las observaciones que se logren en los primeros días.