ORLANDO MALDONADO
3 de abril de 2016 / 10:52 a.m.

Monterrey.- Miguel Ángel Lozano Munguía, alcalde de Pesquería, pidió a la armadora Kia Motors sensibilizarse y aceptar un nuevo convenio con el Gobierno del Estado debido a las afectaciones que implica para el Ayuntamiento las condiciones actuales.

En entrevista en un hotel del centro la ciudad, el munícipe aseguró que la empresa coreana sólo está viendo hacia el interior de la planta y no hacia afuera, ya que la infraestructura vial está en muy malas condiciones y el abastecimiento de servicios es muy deficiente.

Alcalde de Pesquería
En entrevista en un hotel del centro la ciudad, el munícipe aseguró que la empresa coreana sólo está viendo hacia adentro de la planta. | ROBERTO ALANIS

Explicó que en el convenio actual Kia exige la inversión de 3 mil millones de pesos para arreglar la infraestructura vial, con el nuevo convenio, aseguró el alcalde, sólo les están pidiendo mil 500 millones de pesos para ello.

"Nosotros invitamos principalmente a Kia y a los Gobiernos Estatal y Federal que si se ponen desde la óptica municipal, que somos quienes de alguna manera vamos a cargar con la operación de la propia armadora, nosotros tenemos algunos proyectos que se los presentamos ya al Gobierno del Estado, proyectos que con mil 500 millones de pesos podemos arreglar toda la problemática de la infraestructura que Kia necesita para arrancar sus operaciones.

"Necesitamos que de alguna manera (Kia Motors) se sensibilice, que cambie su posición, que de alguna manera todos tenemos que buscar una solución favorable, pero todo mundo está hablando de los convenios, de los incentivos de miles de millones de pesos y nadie está volteando a ver al municipio", sostuvo.

Ejemplificó que otra de las cosas que buscan cambiar es la exención del predial al 100 por ciento por cinco años y pasarlo a 10 años al 50 por ciento.

"Solamente Kia está pensando en su planta, sin ver el municipio y la responsabilidad social que va a llevar, considero que no es adecuado.

"A mil kilómetros de distancia, donde el Gobierno Federal toma algunas decisiones, o a 50 kilómetros de distancia, donde el Gobierno Estatal está teniendo la óptica, y Kia bajo una posición muy rígida en este momento, creemos que no va a llegar a un buen término", concluyó.