3 de septiembre de 2014 / 04:14 p.m.

Monterrey.- Tras la ordeña registrada en un ducto de Pemex en el municipio de Cadereyta, el delegado de de la Procuraduría General de la República en Nuevo León, Ramón Ernesto Badillo Águilar, no descartó que los culpables sean integrantes de un grupo de la delincuencia organizado.

En entrevista al término de una reunión de seguridad realizada en Palacio de Gobierno, el delegado de la PGR, manifestó que las investigaciones continúan, pero que no se descarta ninguna hipótesis.

"Apunta hacia ese sitio y hacia otros, es decir no estamos cerrados a ninguna hipótesis", mencionó.

Badillo Águilar dijo que se ha tomado el testimonial de 25 personas habitantes de ejidos de Cadereyta.

El funcionario declaró que hay avances, pero por el sigilo de las investigaciones aún no pueden ser revelados.

Actualmente se encuentran en la etapa de recabar dictámenes en relación al daño que sufrió la tierra y el agua y continúan con la investigación de los probables responsables.

FOTO: Archivo / Roberto Alanís

MARILÚ OVIEDO