ERIK SOLHEIM ROCHA
26 de febrero de 2017 / 08:35 p.m.

MONTERREY.- Tras anunciar que como cada año, acudirán este miércoles a imponer la ceniza a los reclusos, la Iglesia Católica de Monterrey admitió que el tema de los penales es una asignatura pendiente para las autoridades.

El Arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, pidió a las autoridades hacer caso a las instituciones que saben de temas de Derechos Humanos como lo es la Comisión Estatal.

Lo anterior, luego de que la CEDH diera a conocer que, según testimonios de reos, se siguen registrando cobros de piso y extorsiones al interior del Penal del Topo Chico.