DANIELA MENDOZA LUNA
26 de julio de 2016 / 04:24 p.m.

MONTERREY.- Luego de 8 años de litigio, y un cambio de Gobierno, el Juzgado Mixto de Primera Instancia del XI Distrito Judicial del Estado, decidió desaparecer el Fideicomiso Zaragoza que opera el parque natural El Salto, además de restituir los terrenos a sus legítimos dueños.

Este 25 de julio, el juez Jesús González Rodríguez dictó sentencia en definitiva en el expediente 127/2015c, que promovieron desde 2008 Marco Antonio Cerda López y Claudia Isabel Cerda López, así como la señora María de las Nieves López Villanueva, madre de ambos.

En el juicio quedó demostrado que el aún presidente del Fideicomiso Zaragoza, Bonifacio Aguilar Grimaldo falsificó un poder notarial en el que presuntamente la señora María de las Nieves López Villanueva le cedía la autoridad para celebrar este convenio desde 1986, que derivó en el inicio de operaciones de un parque ecológico, así como un fraccionamiento campestre.

MILENIO Monterrey, en julio de 2014, dio a conocer este caso judicial contra el Gobierno Estatal y un grupo de particulares, que llevó el despacho jurídico Díaz y Asociados, específicamente María Isabel Díaz Sandoval.

La familia Cerda López fue despojada durante 30 años de sus legítimos bienes en este municipio al sur del estado de Nuevo León, y que se ha convertido en un punto de referencia como espacio vacacional y de esparcimiento, incluso de pesca, pues en el parque recreativo se da incluso la cría de trucha.

El litigio, que tuvo varios inconvenientes y retrasos, fue cambiado de juzgado en distintas ocasiones hasta que llegó a manos del Juzgado Mixto de Primera Instancia del XI Distrito Judicial del Estado, con sede en Galeana, luego de que la jueza anterior decidiera inhibirse de la resolución del caso en 2015.

Con este resolutivo se ordena la restitución de los terrenos, incluso de aquellos del tipo campestre que habían sido comprados por particulares.