SANDRA GONZÁLEZ
11 de julio de 2018 / 04:05 p.m.

MONTERREY.- El Estado pondrá lupa a los giros negros y a los inspectores de alcoholes municipales que serán sometidos a pruebas de control de confianza y capacitación.

Tras la reunión semanal del Grupo de Coordinación Operativa y alcaldes, el secretario de Seguridad, Bernardo González informó que la mayoría de los elementos no cumplen con este requisito de ley.

"Se tomó la decisión de someter a los inspectores a estas pruebas", dijo el funcionario estatal .

Además en el Comité de Alcoholes revisarán el cumplimiento de horarios y otras disposiciones en antros, bares y cantinas.

El alcalde de San Pedro, Mauricio Fernández se mostró a favor de dicho acuerdo mientras que el de Apodaca, Óscar Cantú informó que sus inspectores ya cumplieron con este requisito.

Esta acción se tomó como resultado de los ataques a bares y cantinas en el área metropolitana que dejaron como saldo a 12 personas sin vida.



dat