28 de agosto de 2014 / 04:00 p.m.

Monterrey.- El subsecretario de Prevención y Participación Ciudadana de la Secretaría de Gobernación (Segob), Roberto Campa Cifrián, reconoció aquí la labor emprendida en Nuevo León para reducir en forma considerable la incidencia delictiva. 

En el marco de la inauguración de un Centro de Atención Integral para Adolescentes (CAIPA) en el municipio de Apodaca, el funcionario federal destacó que los programas preventivos y la acción de la autoridad han permitido revertir los problemas de inseguridad, lo cual empieza a percibirse entre la sociedad.

"Nadie puede decir que los problemas estén resueltos, pero nadie mejor que ustedes sabe qué tanto han cambiado las cosas, las cifras son muy importantes, la reducción de los índices delictivos, de una manera muy considerable", manifestó.

Muestra de ello, refirió, el número de homicidios en 2011 en Nuevo León fue de 2003, "en los últimos meses hemos tenido 34" y esto igual acontece en otros rubros delictivos.

No obstante, expresó, es más importante que esto recorrer las calles y percibir mayor tranquilidad de la ciudadanía en sus actividades cotidianas.

"Yo quiero felicitar el esfuerzo que se está haciendo, particularmente en Apodaca, todo el esfuerzo y compromiso del presidente municipal –Raymundo Flores-, además de recuperar espacios públicos, trabajando con la gente y reconocer el trabajo que hace el gobierno del estado", subrayó.

Reiteró el compromiso de apoyo por parte del titular de la Segob, Miguel Ángel Osorio Chong para estar "al pendiente y aprendiendo de lo que se hace –en Nuevo León".

En otro orden, campa Cifrián expresó que "los jóvenes en conflicto con la ley que están trabajando aquí –en los CAIPA- tienen porcentajes mínimos y de eso se trata de ponernos a trabajar todos, para salir juntos adelante".

Señaló que conforme a la experiencia internacional, dentro de estas tareas es importante "identificar particularmente aquellos que tienen mayor necesidad, aquellos que son más vulnerables", en paralelo con el conocimiento de las causas.

De lo que se trata en la prevención es identificar puntualmente cuáles son las regiones del país y los factores sociales o familiares generadores de problemas en calles, escuelas y demás centros sociales.

Los CAIPA son vitales para atender a jóvenes que cometieron una falta por primera vez y de forma voluntaria buscan atención con disposición a rehabilitarse con apoyo psicológico, de salud y capacitación laboral.

Durante el evento realizado en la colonia Moderno Apodaca, estuvo acompañado por el alcalde Raymundo Flores Elizondo y la subsecretaria de Participación Ciudadana en Nuevo León, Patricia Salazar Marroquín.

FOTO: Archivo / Notimex

NOTIMEX