22 de abril de 2014 / 11:26 p.m.

Monterrey.- La Procuraduría General de Justicia prepara una recompensa para quien proporcione información que ayude a encontrar al nonato que fue separado del cuerpo de su madre muerta, informó el titular de la dependencia, Adrián de la Garza Santos.

Desde el 6 de abril, día en que Jovita Vela Rodríguez tuvo un accidente vial y fue atendida en el hospital de Pemex, en Cadereyta, donde perdió la vida, también se perdió el cuerpo del producto de siete meses de gestación.

Ante la denuncia de los familiares, la Agencia Estatal de Investigaciones entrevistó a médicos, enfermeras, elementos del Servicio Médico Forense y hasta realizó una reconstrucción de hechos, pero el cuerpo no aparece, esto llevó a las autoridades a pedir la colaboración de la ciudadanía.

"Bueno, seguimos en la búsqueda, no hemos dejado de investigar desde el primer momento, vamos a seguir haciéndolo, es una obligación que tenemos, inclusive lo vamos a meter el día de hoy y lo adelanto si me lo permiten, también a quien nos ayude o nos pueda aportar información para resolver este asunto tanto encontrando al bebé o brindando información que nos pueda llevar al responsable, vamos a ofrecer una recompensa el día de hoy", mencionó de la Garza Santos.

Debido a que la decisión se tomó recientemente aún no se define el monto que se ofrecería por la información.

"Vamos a tratar de que sea la más alta de acuerdo al tipo de delito que pudiera ser", dijo De la Garza Santos.

Aunque el funcionario estatal asegura que hay "información importante en la investigación", todavía no se puede localizar el feto.

Para la Procuraduría es poco probable que el producto se encuentre vivo, debido a las condiciones en que llegó la mujer.

"Lo que nos refieren los médicos es que las condiciones en que estaba el cuerpo según la autopsia que se realizó, es improbable totalmente que pudiera haber resistido el feto esas condiciones, si no hubo suficiente sangre para la vida de la madre, es muy difícil que hubiera habido sangre para vida del bebé", precisó.

El procurador descartó cualquier relación de la desaparición con el tráfico de órganos, esto en base a la opinión de expertos.

Sandra González