MULTIMEDIOS DIGITAL
6 de agosto de 2015 / 10:38 a.m.

Monterrey.- Gabriela Escárcega, representante de Comunicación de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), mencionó que el pozo en el que cayó el joven Alan Alejandro en el municipio de Cadereyta es obra de una empresa externa contratada por la CFE.

Escárcega explicó que la obra pertenece a una línea de subtransmisión que suministrará electricidad a los vecinos del fraccionamiento Valle del Roble en ese municipio y aclaró que la profundidad del pozo es de ocho metros y no quince como se había reportado.

Asimismo explicó que la CFE sí ha cumplido con las especificaciones de seguridad que se deben de tener en los procesos de construcción, sin embargo en esta zona han existido actos de rapiña, lo cual según Escárcega "ha mermado la situación de seguridad".

"En este punto se nos ha presentado una situación muy particular donde ha habido robo de las tapas de acero, de madera y varillas, por lo que se ha señalizado con listones, sin embargo de un día para otro pues desaparecen ha habido mucha rapiña", mencionó. 

Escárcega comentó que ya se encuentran revisando los acontecimientos para deslindar responsabilidades y asumir los hechos, mencionó que hasta el momento no se ha dado un acercamiento con la familia de Alan Alejandro, pero que si existe alguna responsabilidad para la CFE, entonces se acercarán a la familia y la asumirán.