SANDRA GONZÁLEZ
15 de agosto de 2016 / 01:50 p.m.

MONTERREY.- El Juez Segundo de Distrito negó el amparo que solicitó el ex gobernador Rodrigo Medina de la Cruz para evitar las medidas cautelares derivadas de su vinculación a proceso por el presunto delito de ejercicio indebido de funciones, pero ahora su defensa busca un nuevo amparo contra esa vinculación.

En éste también procedería la suspensión provisional contra las medidas cautelares que la Subprocuraduría Anticorrupción solicitó, como la prohibición de salir del país y la presentación una vez al mes en el Palacio de Justicia para dejar su huella digital.

Cabe recordar que previo a la segunda cita que recibió el ex mandatario para que se presentara a la audiencia de imputación, su defensa promovió un amparo en contra de cualquier orden de aprehensión o restricción a la libertad. En esa ocasión, el juez federal Eduardo Javier Sáenz Hernández le concedió el amparo provisional con la condición de que se presentara ante el juez del estado, Jaime Garza Castañeda.

Así, el martes 9 de agosto, Medina de la Cruz se presentó ante el juez de control quien lo vinculó a proceso por uno de los tres delitos que la fiscalía pretendía imputarle, es decir, el ejercicio indebido de funciones, dejando fuera el peculado y daño patrimonial por el presunto desvío de 3 mil 600 millones de pesos en incentivos y obras a beneficio de la armadora automotriz Kia.

Pero la decisión de si el amparo sería definitivo, se dio este lunes en la audiencia incidental. La respuesta a la solicitud de amparo 454/2016 fue negativa, por lo que la Subprocuraduría Anticorrupción podría solicitar nuevamente medidas cautelares.

Ante eso, la defensa del ex gobernador, encabezada por Alonso Aguilar Zínser y Javier Flores Saldívarm pretenden echar abajo dichas intenciones con un nuevo amparo.