15 de mayo de 2014 / 12:21 a.m.

Monterrey.- Mientras los medios de comunicación hacían guardia en la colonia Joya de la Corona, en San Pedro, para esperar al presidente Enrique Peña Nieto, uno de los residentes sacó su cámara de vídeo montada en un soporte con hélices (conocidos como drones) y comenzó a filmar las actividades, causando la preocupación de los elementos del Estado Mayor Presidencial que resguardaban la zona.

Después de varios minutos de jugar y acosar a los representantes de la prensa, el aparato chocó con unos cables de luz y cayó en la calle. Finalmente, el operador de la cámara, un joven sampetrino, salió a recoger su aparato pero era justo el momento en que llegaba el mandatario federal, por lo que tuvo que esperar detrás del cerco de seguridad igual que la prensa. Después del paso del convoy y de un regaño por parte del Estado Mayor Presidencial, el joven y su acompañante se retiraron a su domicilio. A ellos se les recomendó aprender a maniobrar el dron.

Sandra González