ADA RODRÍGUEZ
5 de agosto de 2015 / 11:45 a.m.

Monterrey.- Sobre la avenida Colón un muro de 130 metros de largo por seis y medio de altura comienza a ser pintado por personal de Conarte en el Festival Callegenera 2015. Con ayuda de una máquina que distribuye la pintura sobre la extensa pared, chicos de entre 20 a 30 años suben a andamios de seis metros de altura para alcanzar a pintar hasta el último rincón de la superficie.

Poco a poco, la obra que en el 2000 fue trazada en homenaje a David Alfaro Siqueiros como parte del programa Monterrey Joven, comienza a ser reemplazada por la intensidad de un negro mate, morado oscuro seguido de uno con mayor brillo, en esta pared de colores serios también hay espacio para los tonos más vivos como el rosa, el naranja y el celeste.

En un fin de semana cada segmento del muro es pintado con estos colores que determinan el fondo de la obra que está por plasmarse.

La semana inicia y con ella artistas locales llegan a hacer lo que más les gusta: pintar. Con un mes y medio de anticipación el grupo se ha reunido para determinar el tema de la obra, la mayoría se conocen pues viajaron al Festival Cervantino en Guanajuato donde hicieron una muestra de arte urbano en una Plaza de Toros.

Por decisión unánime acuerdan que en la barda cada uno expondrá a su manera lo que para ellos es el concepto ‘laberinto’, algunos dibujarán personajes surrealistas de colores brillantes, otros preferirán las sombras, y habrá quienes le darán un toque de realismo a la pinta.

Algunos de los artistas llegan en las primeras horas del día, entre ellos está Drom Rodríguez, quien le apuesta a llegar temprano para aprovechar el cielo nublado y el aire fresco.

Callegenera
Sobre la avenida Colón un muro de 130 metros de largo por seis y medio de altura comienza a ser pintado por personal de Conarte en el Festival Callegenera 2015 | ADA RODRÍGUEZ
Callegenera
Con ayuda de una máquina que distribuye la pintura sobre la extensa pared, los chicos suben a andamios de seis metros de altura para alcanzar a pintar hasta el último rincón de la superficie | ADA RODRÍGUEZ
Callegenera
Poco a poco, la obra que en el 2000 fue trazada en homenaje a David Alfaro Siqueiros comienza a ser reemplazada por la intensidad de un negro mate | ADA RODRÍGUEZ
Callegenera
En un fin de semana cada segmento del muro es pintado con estos colores que determinan el fondo de la obra que está por plasmarse | ADA RODRÍGUEZ
Callegenera
Cuando el día avanza, el sol canicular enciende el asfalto, rebota en el muro y obliga a los artistas a resguardarse bajo el techo de la L1M | ADA RODRÍGUEZ

Cuando el día avanza, el sol canicular enciende el asfalto, rebota en el muro y obliga a los artistas a resguardarse bajo el techo de la Línea 1 del Metro, ahí el viento sopla fresco y se vuelve un aliciente para continuar con la jornada.

A Drom le pasa lo mismo que a sus compañeros, se queda boquiabierto ante la grandeza del muro, pero también sabe que es un gran reto.

Él ha estado presente en varias ediciones del Callegenera y recuerda que su experiencia en la intervención de muros en el Barrio El Nejayote fue grata, ahí se dieron cita artistas de diversos países; esta última pinta del Festival no es diferente, él talento existe y las ganas también, Drom solo tiene una preocupación: Que la obra sea marcada por los gancheros de la zona.

Paredes regias
A partir de hoy, un vaquero surrealista resguarda la avenida Colón en el centro de Monterrey.| ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Los colores vivos, elemento principal en esta pinta. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
En la obra artistas locales plasman su interpretación del concepto laberinto.| ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Las formas surrealistas también forman parte del paisaje.| ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Las latas de aerosol son la principal arma de este grupo de artistas.| ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Aunque el sol cae a plomo, artistas suben a andamios para alcanzar los seis metros y medio que mide este muro.| ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Los animales son un imponente protagonista en esta obra. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Seres de otro planeta inyecta un toque místico a la pinta. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
Durante el Callegenera 2015 se intervinieron muros en diversos barrios de la ciudad. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
En el gran muro de avenida Colón el 3D juega un papel que le da identidad a la obra. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
La colorida barda queda lista tras una semana de intervención. | ADA RODRÍGUEZ
Paredes regias
En la pinta también hay lugar para el realismo.| ADA RODRÍGUEZ

“Si uno lo hace, los demás lo verán y también vendrán a dejar sus firmas”, comenta Drom. Él no es él único que le teme a los ganchos, un transeúnte al pasar por este muro y mirar hacia arriba, donde los artistas están en los tambaleantes andamios pregunta mientras sigue su camino ¿Cuánto tiempo creen que dure así?, los artistas siguen pintando.

Los días transcurren, peatones y automovilistas voltean atraídos por las figuras que han cobrado vida, entre ellos un vaquero, unas manos que en la punta de los dedos tienen pequeñas casas, algunos extraterrestres y un perro Pitbull que entre sus patas sostiene latas de pintura, que ya son parte del paisaje de Monterrey.

Al final de la pinta, el rostro de Drom y sus compañeros luce cansado, aquí no se juega el interés, los artistas invitados en este festival, al menos los de este muro, reciben un pago simbólico, poco o mucho Drom no entra en detalles, pero sabe que un muro como el de avenida Colón no es fácil conseguir.