ERIK SOLHEIM ROCHA
27 de febrero de 2017 / 02:08 p.m.

MONTERREY.- Las “fracturas” o conflictos internos siguen presentes en el Congreso de Nuevo León, ahora, el diputado local del PRI, Eugenio Montiel Amoroso renunció a la bancada tricolor y se integró a las filas de los diputados independientes.

“En virtud de que para mí quedarme inmóvil y callado equivale a aceptar condiciones que atentan contra mi dignidad y congruencia es que prefiero renunciar al grupo legislativo del PRI dentro de esta septuagésima cuarta legislatura.

“He decidido aceptar la invitación de incorporarme a la fracción legislativa de diputados independientes… país”, indicó Montiel.

En tribuna, el legislador argumentó que tenía diferencias de ideales con su coordinador Marco González; y además mencionó que el Partido Revolucionario Institucional se ha alejado de la ciudadanía.

“Que me he incomodado en el Congreso de algunas de estas decisiones y pues no es mi estilo aceptar lo que a mi juicio no corresponde”

Luego de 31 años de militancia en el partido, Montiel Amoroso buscará la reelección de legislador como diputado independiente.

“Quiero pedirles a mis compañeros del PRI su comprensión ante esta decisión que estoy tomando ustedes saben que no es nada fácil y que estoy seguro que una gran parte de ustedes la comparte pero que por razones personales prefieren reservar”, agregó Montiel.

La bancada del Partido Acción Nacional tampoco está exenta de las pugnas internas, ya que la estancia dentro de la bancada del diputado Ángel Barroso, también está la “cuerda Floja”.

“Son solo rumores no se ha tomado ninguna decisión al respecto, lo que si tengo claro es la independencia que yo genere con el coordinador del grupo legislativo me parece que él comete pifia tras pifia en su toma de decisiones”. 19:44 señalo Ángel Barroso.

Con estos movimientos, la bancada del PRI queda con 15 diputados, mientras que los independientes aumentaron a cuatro.