MILENIO DIGITAL | AZAEL VALDEZ
16 de diciembre de 2015 / 08:58 a.m.

Monterrey.- Josefina Villarreal González, ex regidora y ex diputada local, presentó su baja definitiva del Registro Nacional de Miembros del Partido Acción Nacional (PAN), institución en la que militó desde hace 16 años.

Esta baja del padrón del PAN se da después de una serie de irregularidades dentro de la institución dirigida por Mauro Guerra Villarreal, señaló la ahora ex panista, quien se suma a la lista de deserciones en el partido en los últimos meses.

Además, Josefina Villarreal, mencionó que como militante del partido ya no la tomaban en cuenta para tomar ciertas decisiones en el PAN, al existir un coto de poder dentro de la institución.

La ahora ex panista indicó que la renuncia al partido es una molestia general y no en contra del dirigente estatal, Mauro Guerra. La "regeneración" con la integración del nuevo Comité Estatal e irregularidades en padrón del PAN, son algunas de las causas por las que Villarreal González decidió presentar su renuncia.

"Somos 25 mil panistas en el padrón, me tocó participar en la contienda interna con Tere Madero, ahí hicimos una serie de denuncias donde en una sola colonia del municipio de Escobedo, que siempre había sido priista, viven 400 miembros activos, pensando que todos los habitantes de esta colonia son panistas.

"Se acaba de completar el Comité Estatal, yo veo las mismas caras de siempre, veo a la esposa de Raúl Gracia, veo a Pedro Salgado, al Grupo San Nicolás, al hermano de Pepe Serrano; digo en lo personal yo no tengo ninguna situación con estos personajes, pero a eso no se le puede llamar querer regenerar el partido", aseguró.

La ex presidenta del Congreso local y maestra en materia de Derecho Constitucional, mencionó que actualmente en el PAN se encuentran entre enemigos y traidores, y como claro ejemplo señaló la pasada contienda interna para la elección del candidato a la gubernatura del Estado.

"Hoy hemos perdido la confianza, ya lo dije una vez, estamos entre enemigos y traidores, sino que le pregunten a Margarita Arellanes y Felipe Cantú. Un día le levantaban la mano a Margarita, y al día siguiente a Felipe.", dijo Josefina Villarreal.

La ex militante del PAN aseguró que tiene propuestas pero ninguna que comprometa su afiliación política; además, mencionó que esta renuncia es un exhorto a la ciudadanía.

"Esta renuncia es un exhorto a los ciudadanos a que nos involucremos, nos urge involucrarnos en la vida pública, y nos urge hacer que los funcionario respeten a los ciudadanos", mencionó.