JOSÉ BRÍGIDO AGUILAR
15 de junio de 2017 / 03:02 p.m.

MONTERREY.- Un día después del incendio de una pequeña fábrica de piñatas en Montemorelos, sucedió un milagro, ya que un perrito fue rescatado de entre los escombros y con vida, pero presenta un sinnúmero de quemaduras.

El siniestro sucedió en la colonia Bugambilias, donde las llamas arrasaron con la humilde vivienda.

La Asociación Grace's Ark informó que el perrito se quedó atrapado donde lo tenían sus propietarios, en el patio de la casa.

Por la falta de concientización hacia la protección animal, el can fue dejado en el lugar y no había sido atendido.

Sin embargo, al sitio llegó Grace McClen, presidenta de la asociación, y tras ser avisada por los vecinos de que había un animalito, acudió en su auxilio.

McClen trasladó al perrito a una clínica veterinaria, donde el médico le dio un pronóstico reservado por las graves quemaduras que presenta.

El veterinario señaló que, por su condición, el animalito deberá estar internado dos meses, mínimo, lo cual implica gastos elevados.

"Los costos son altos, es por ello que se está solicitando la colaboración de la comunidad para salvar su vida", dijo McClen, quien agregó que ya bautizaron al animalito como Phoenix para arrancar una campaña de lucha por su vida.

'Salvemos a Phoenix', es hoy la nueva misión de McClen y las integrantes de su asociación, quienes también invitaron a la comunidad para apoyar en los gastos.

El perrito se llamaba Tigre, pero la asociación decidió colocarle uno de batalla, pues McClen dijo estar confiada en que resurgirá de las cenizas como 'El Ave Fénix': "Salvemos a Phoenix", enfatizó.


pjt