ZYNTIA VANEGAS
28 de diciembre de 2016 / 04:51 p.m.

MONTERREY.- Una tradición el primer día del Año Nuevo es usar lencería roja o amarilla para que no falte el amor o el dinero, según sea el caso.

En los establecimientos que venden estos artículos ya se empiezan a agotar las opciones.

Las prendas amarillas y rojas para mujer están disponibles en colores lisos o con estampados de corazones; algunas mezclan ambos colores en una misma prenda para que sea más sencillo.

Este año las mujeres han optado por el color amarillo para que no falte el dinero, ante el incremento en muchos productos para empezar el año.

Por otro lado los hombres no se quedan atrás, también existen bóxers en estos colores y aunque parezca increíble los empleados de los negocios mencionan que los caballeros han agotado las prendas rojas.

Según la tradición estas prendas deben ser un regalo para que tengan el efecto esperado, aunque algunas personas las compran en el último momento.