MILENIO DIGITAL/DANIELA GARCÍA
22 de julio de 2015 / 09:25 a.m.

Monterrey.- La Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) anunció que al cierre del primer semestre inmovilizó a nivel nacional un total de 208 gasolineras por irregularidades en sus servicios, de las cuales 31 fueron en Nuevo León.

Esto, según la información del reporte publicado por Profeco en su portal de verificación de gasolineras. Aunque la última información de revisión en la entidad fue el pasado mes de mayo.

De acuerdo a esta información, en Nuevo León se suspendieron 31 gasolineras tanto en la zona metropolitana como en los municipios rurales.

Lorena Martínez, titular de la Profeco, anunció que a nivel nacional durante el primer semestre del año inmovilizó 208 gasolineras por irregularidades, y aplicó multas por más de 67 millones de pesos. Mismas acciones que representan un incremento de 150 por ciento con relación al mismo periodo de 2014.

"Así, de enero a junio 2015 la Profeco, por medio de la Dirección General de Verificación de Combustibles, atendió 884 denuncias de consumidores, lo que se tradujo en la verificación de mil 290 estaciones de servicios en el territorio nacional, además de la aplicación de sanciones en 882 establecimientos por irregularidades a la Ley Federal de Protección al Consumidor (LFPC)", informó.

A nivel nacional se verificaron mil 290 gasolineras; en Nuevo León la suma ascendió a 44, pero 9 de estas se negaron a ser revisadas.

Según la información de Profeco, en total el número de gasolineras que se negaron a ser revisadas fue de 168.

"Lo que generó la imposición de multas que van desde 250 mil pesos y que pueden alcanzar alrededor de 3.5 millones de pesos", publicó Profeco.

En cuanto al crecimiento de revisión y sanciones, la Procuraduría confirmó que existió un importante incremento en comparación con el año pasado.

Tan sólo durante el primer semestre del año (con las mil 290 acciones de verificación), el crecimiento fue de 200 por ciento; en cuanto a multas, el incremento fue del 60 por ciento.

"Por lo que se refiere a multas aplicadas en lo que va del año, estas rebasan ya los 67 millones de pesos, cifra muy superior a la aplicada en el primer semestre de 2014, la cual fue de poco más de 42 millones de pesos; es decir, un incremento del 60 por ciento", comentó la titular de Profeco.

En Nuevo León, la información de verificación y sanción a gasolineras no ha sido actualizada desde mayo de este año, por lo que las cifras pueden ser superiores.

Profeco recomendó una vez más reportar cualquier irregularidad o abuso por parte de proveedores o vendedores de gasolina, en sus líneas de atención a consumidores, redes sociales o correos.